Plan de financiamiento: ejemplo de cómo elaborarlo en 5 pasos

¿Por qué y cómo hacer un plan de financiamiento? [Plantilla gratis]

plan-de-financiamiento

La utilidad de establecer un plan de financiamiento cuando se está a punto de crear o ampliar un negocio es evidente.

¿Cómo hacerlo? Sintetizando en una misma tabla tus necesidades financieras (incluidas las necesidades de capital de trabajo) y todos tus recursos disponibles.

En este artículo, te guiamos en este proceso y te ofrecemos una plantilla de plan de financiamiento para descargar gratuitamente.

La mejor selección de software para tu negocio

BIC Platform

BIC Platform
La plataforma para la transformación digital
pruébelo gratis
Ver este software

Timmi

Timmi
Solución de gestión del tiempo sencilla e intuitiva
Pruébalo gratis
Ver este software

Macroges TPV

Macroges TPV
TPV en la nube intregrado con la gestión de tu negocio
Comienza gratis
Ver este software

Plan de financiamiento: definición

¿Qué es un plan de financiamiento?

En el marco de la creación, adquisición o ampliación de una empresa, el plan de financiamiento es un documento que se utiliza para evaluar:

  • el dinero que necesitarás para finalizar exitosamente el proyecto;
  • los recursos financieros con los que cuenta la empresa para cubrir dichas necesidades.

Incluido generalmente dentro del business plan, este documento sigue siendo una de las mejores herramientas analíticas para determinar si un proyecto es viable o no. El mismo viene a apoyar la información consignada en el plan financiero.

Objetivo del plan

Un plan de financiamiento tiene varios propósitos:

  • asegurar el punto de equilibrio del proyecto;
  • definir qué reajustes deberán preverse en caso de riesgo (reducir costes, buscar otras fuentes de financiación, etc.);
  • recopilar los datos necesarios para justificar la solicitud de un préstamo a un banco o institución de crédito.
  • vigilar a largo plazo el mantenimiento del equilibrio financiero.

Ejemplo de plan de financiación

💡  Un cuadro del plan de financiamiento puede adoptar varias formas. A veces, los recursos se enumeran en la parte superior y las necesidades en la parte inferior (o viceversa); a veces uno al lado del otro.

Ejemplo plan de financiación del proyecto social “Jardín Comunitario Vereda San Marcos”:

ejemplo-plan-de-financiamiento-social

Tipos de planes

Existen dos tipos de planes de financiación:

  • el plan de financiamiento inicial,
  • el plan de financiamiento multianual, la mayoría de las veces proyectado a 3 años.

Estos dos planes se pueden presentar en el mismo cuadro, así como se mostró con anterioridad.

Fuentes de financiación

Dentro del documento que constituirá el plan, deben figurar las necesidades de recursos para el desarrollo del proyecto, así como su fuente e importe.

Principalmente, la financiación de un proyecto o negocio puede provenir de dos fuentes:

1. Financiación propia

Se compone de todos los recursos propios que constituyen el patrimonio neto de la empresa, a partir de:

  • recursos aportados por los asociados,
  • beneficios no distribuidos generados por la empresa.

2. Financiación ajena

Este tipo de financiamiento es lo que se considera como pasivo o todo aquello que deberá devolverse como:

  • deudas a largo plazo por préstamos (pasivo no corriente),
  • deudas a corto plazo con proveedores (pasivo corriente).

fuentes-de-financiacion

¿Cómo elaborar un plan de financiamiento en 5 pasos?

1. Identifica tus necesidades

Consiste en determinar lo que necesitas para iniciar el negocio y las inversiones iniciales a prever.

☝ ️ Identifica tus activos no corrientes, es decir, aquellos que necesitas tener disponibles durante al menos 12 meses (duración del año fiscal). Estos no deben confundirse, por lo tanto, con los gastos que se generan a corto plazo.

La naturaleza de estas necesidades varía de una compañía a otra y, por ende, el plan de inversión de cada una es diferente.

Para entenderlo, he aquí algunos ejemplos:

  • Activos intangible:
    • maquinaria,
    • material informático,
    • vehículos,
    • construcciones,
    • mobiliario,
    • terrenos, etc.
  • Activos intangibles:
    • software,
    • sitio web,
    • registros de marca y patentes,
    • publicidad y marketing,
    • archivos de clientes,
    • patrimonio netro,
    • derechos de arrendamiento,
    • patentes,
    • costes de investigación y desarrollo, etc.
  • Activos fijos:
    • bonos de fianza,
    • depósitos de seguridad, etc.

Introduce esta información en tu tabla, indicando las cantidades con o sin gravámenes, sin olvidar considerar el IVA.

☝ ️ Ten cuidado de nunca subestimar tus necesidades, so pena de hacer una evaluación poco acertada.

2. Calcula el capital de trabajo

El capital circulante o fondo de maniobra es el resultado del desfase entre las entradas y las salidas. Ejemplo: Una empresa compra un inventario de productos a sus proveedores, antes de recibir el pago por la compra de los mismos, por parte de sus clientes.

Dentro del plan de financiamiento, el cálculo de tus necesidades de capital de trabajo permite anticipar las acciones que serán necesarias para sopesar dicho desfase.

En general, se aplica el siguiente cálculo:

inventario inicial + gastos de explotación pagados por adelantado + crédito de IVA

☝️  Para los planes de financiación plurianuales, ingresa el valor del fondo de maniobra con respecto a su variación en los períodos anteriores.

3. Identifica los recursos

El plan de financiamiento también incluye la mención de los recursos que tienes a tu disposición. Los tipos de recursos más comunes son:

  • capital social:
    • contribuciones en efectivo,
    • contribuciones en especie,
  • préstamos bancarios,
  • aportes de los asociados,
  • bonos y subsidios.

☝️  Incluye en tu plan de financiamiento solo los recursos con los que estás seguro⋅a que cuentas. Por ejemplo, si aún no has obtenido la confirmación de una subvención, no la incluyas en tu cuadro.

4. Considera el plan de financiamiento plurianual

El plan de financiamiento plurianual se basa en el plan de financiamiento inicial. Debe luego complementarse con los nuevos elementos que hayan surgido en cada año fiscal. Por ejemplo:

En cuanto a los recursos:

  • nuevos préstamos,
  • nuevas subvenciones o subsidios,
  • nuevas aportaciones al capital social,
  • la disminución del capital de trabajo,
  • la capacidad de autofinanciamiento.

💡  El flujo de caja es la diferencia entre los ingresos y los gastos en efectivo.

En cuanto a las necesidades:

  • nuevas inversiones que se requieran para asegurar la sostenibilidad de la empresa,
  • el reembolso de los préstamos,
  • la distribución de dividendos,
  • el aumento de las necesidades de capital circulante.

5. Analiza tu información

Una vez que hayas terminado de ingresar la información a tu tabla, lleva a cabo un análisis para comprobar que no exista riesgo de fracaso.

Presta especial atención a los siguientes aspectos:

  • ¿Tu saldo de efectivo es positivo? Si no, significa que no se ha alcanzado el equilibrio y el sobregiro está a la vuelta de la esquina 👀 .
  • ¿Existe un exceso de recursos sobre las necesidades? Este superávit resulta a menudo esencial para acumular un flujo de efectivo que permita cubrir los imprevistos 💰 .
  • ¿Cuál es la relación entre los recursos provenientes de tus propios fondos y los provenientes de fuentes externas? De hecho, el riesgo financiero en el que se incurre es menos importante si los fondos propios son mayores que los préstamos 👏 .

☝️ Frente a estas conclusiones, es posible planificar ajustes, sin perder de vista el logro de los objetivos comerciales.

Automatiza tu previsiones

Descarga una plantilla de plan de financiamiento

Existen diferentes modelos de plan de financiamiento en línea que puedes utilizar. Sin embargo, si lo que buscas es personalizar tu propio modelo, descarga gratuitamente nuestra plantilla:

plantilla-plan-de-financiacion

Apóyate en un software especializado

Elabora tu propio plan de financiamiento mediante un software de plan de negocios que simplifique y automatice este proceso.

¡Asegura el éxito de tu negocio!

Está claro: el establecimiento de un plan de financiamiento es esencial cuando se elabora un plan de negocios. Gracias a ello, tienes todas las claves para comprobar la viabilidad de tu proyecto empresarial y convencer a los bancos y a otros inversores. ¡No lo dudes más y prepara el tuyo!

La mejor selección de software para tu negocio

Sage 200c

Sage 200c
Solución de gestión integral para tu pyme
Contacta un partner Sage
Ver este software

BIC GRC

BIC GRC
El software de GRC para la gestión responsable de riesgos
Pruébalo gratis
Ver este software

Praxedo

Praxedo
Solución SaaS 100% dedicada a la gestión de intervenciones
Prueba gratuita
Ver este software
Comentar este artículo

Añadir nuevo comentario