Digitalización de pymes: 3 trucos para transformar tu empresa

por Marta Prego-Nieto el 7/9/20

La digitalización de las pymes y de otras empresas es un requisito imprescindible en nuestra sociedad actual. El proceso de digitalización les permite seguir siendo competitivas en un mercado en el que la transformación digital es un actor esencial.

Para llevarla a cabo, las pequeñas y medianas empresas tienen que replantearse tanto la organización interna de su empresa, como su estrategia de conquista. El plan de digitalización es, por lo tanto, una actividad que afecta a toda la empresa y mejora su funcionamiento y resultados.

Plan de digitalización de una empresa

Para digitalizar una empresa se tiene que aplicar la tecnología en los procesos de trabajo. Este proceso, se realiza para formar parte de la sociedad digital actual. Esta digitalización optimiza los resultados, con lo que permite ofrecer mejores productos y servicios.

En el plan tienen que estar recogidas todas las partes de la empresa, y las acciones a llevar a cabo. Para hacerlo, todo el equipo ha de estar involucrado, algo que no siempre es fácil de conseguir.

Frenos en la transformación digital de las pymes

Son muchos los retos a los que se tiene que enfrentar una empresa en su proceso de digitalización, aquí recogemos los más comunes:

1. Resistencia al cambio

1 de cada 2 pymes piensa que las empresas que han emprendido su transformación digital se enfrentan a tantos o más problemas que las que operan "a la antigua". La resistencia al cambio es, por lo tanto, un obstáculo importante, en particular para las organizaciones rígidas que están atadas a sus procesos internos y a su estructura tradicional.

2. Falta de conocimiento

Las pymes sufren de una falta de conocimiento sobre las posibilidades que ofrecen las tecnologías digitales, sobre todo las herramientas en línea. Hoy en día, la tecnología también está disponible para las pequeñas empresas a través de un software SaaS fáciles de implementar y aprender.

3. Falta de conocimientos técnicos en la empresa

Por ejemplo, demasiadas pymes piensan que abrir una página de Facebook o crear un sitio web de ventas en línea es suficiente para tener un comercio electrónico. Por lo tanto, ignoran el conocimiento de marketing online que esto requiere, en términos de SEO por ejemplo.

Además, el coste de llamar a un experto o la formación de los empleados desalienta a los directivos de las empresas y, por lo tanto, ralentiza el proceso de digitalización.

4. Inversiones a planificar

Compensar la falta de habilidades, utilizar soluciones de software o invertir en nuevos equipos informáticos representa un costo inmediato.

Las pymes no siempre tienen el flujo de efectivo necesario para contemplar tales acciones. Además, algunos empresarios no son conscientes, a primera vista, del atractivo retorno de la inversión (ROI) que resultaría de las inversiones en cuestión.

5. Ciberseguridad

Al digitalizar los procesos de la empresa, los gerentes encuentran miedo a las ciberamenazas y a los riesgos asociados a la digitalización de su negocio.

digitalización-pymes

©ComputerWorld

¿Cómo digitalizar una pequeña empresa?

Todas estas reticencias a digitalizar tu modelo de negocio, pueden ser solucionadas mediante estos sencillos tres pasos:

1. Formarse y contratar en consecuencia

Hemos visto que la falta de conocimiento sobre el tema, así como la escasez de habilidades internas, estaba demostrando ser un freno a la digitalización de las pymes. Por ello, el tejido empresarial debe compensar ahora esta carencia recurriendo a expertos cualificados, o incluso modificando su política de contratación.

2. Evitar la resistencia al cambio

En primer lugar, depende de los empresarios liderar el proyecto. Y por una buena razón, muchos de ellos no ven el sentido de la digitalización, ya que han estado manejando su compañía por años usando métodos antiguos.

Además, es necesario obtener el apoyo colectivo de los equipos existentes en lo que respecta a los cambios que se han de emprender, pues de lo contrario el proceso de transición digital de la pyme corre el riesgo de fracasar. La comunicación, la implicación individual y la formación de los empleados deben estar en el centro de las preocupaciones de los directivos responsables de la transformación de la organización.

3. Utilizar aplicaciones en modo SaaS

La transformación digital de la empresa va de la mano con el uso de soluciones tecnológicas. Pero la buena noticia es que las pymes se benefician de una gran ventaja: su tamaño y estructura les da flexibilidad y agilidad, permitiéndoles cambiar rápida y fácilmente al software de modo SaaS.

¿Sus ventajas?

  • Suscripciones mensuales al alcance de las bolsas de las pequeñas empresas,
  • un manejo simple que no requiere de habilidades técnicas internas,
  • flexibilidad.

Algunas aplicaciones que podemos encontrar son:

  • Para la gestión de la relación con el cliente: HubSpot CRM que te permite tener a todos los clientes digitalizados en una base de datos. De esta forma, conseguimos acceder a ellos y a su información de forma inmediata.
  • Para la gestión de las nóminas: el programa Pagga está dedicado a la digitalización de nóminas. Así, conseguimos enviarlas y guardarlas con mayor seguridad.

¿El futuro? La innovación digital para pymes

Como ya hemos visto, la digitalización de empresas mejora su funcionamiento y resultado. Esto también puede replicarse en las pequeñas y medianas empresas. Por eso, si quieres mejorar el estado de tu organización, aquí tienes la clave: ¡digitaliza tus procesos!